Se acerca el verano y con él aumenta considerablemente el número de fotos que hacemos. Hace buen tiempo, el día es más largo y tenemos vacaciones…

En estas fechas también aumenta la venta de material fotográfico, acostumbramos a renovar o completar nuestro equipo de cara a las vacaciones, lógico. 

Hoy vamos a hablaros de un trípode, que suele ser esa pieza del equipo que dejamos para el final, cuando en realidad es una pieza clave del equipo.

Se trata de un trípode de la serie Travel Angel II de Benro, el trípode de carbono C2692TB1.

 

Benro ha actualizado la gama de trípodes Travel Angel II. Los cambios se producen a todos los niveles. En cuanto a materiales, ha incluido más elementos en aleación de magnesio, factor que mejora la reducción de vibraciones, disminuye el peso y crea un conjunto más robusto. 

Ha mejorado el control del ángulo de las patas, ofreciendo ahora tres pasos, principio que da más estabilidad en las posiciones más bajas de toma.

Se ha mejorado el sistema de cierre para la extensión de las patas, haciéndolo más fuerte, así como también el diseño de las patas, con un tubo más recto, aumentando de esta manera la estabilidad del conjunto. 

BENRO C2692TB1

Siguiendo con las características de la gama, ofrece una solución multifunción en un mismo producto. Una de las patas es desenroscable y en ella podemos anclar la rótula, convirtiéndose así en un monopié. Para rematar esta función, Benro acompaña el producto de una práctica empuñadura con brújula, que acoplada sobre la pata, la convierte en un útil bastón extensible. 

Estos trípodes tienen la peculiaridad de que el plegado de las patas es inverso, consiguiendo así unas medidas muy reducidas cuando el trípode está plegado. 

Otra característica común en la gama es el gancho al final de la columna, el cual nos permite  colgar una bolsa de contrapeso en situaciones en las que necesitemos una gran estabilidad, como por ejemplo, en días muy ventosos. 

BENRO C2692TB1

Para conseguir tomas a ras de suelo, el trípode se suministra además con una columna corta de 8 cm. 

Las patas pueden abrirse independientemente unas de otras con total libertad de angulación. 

Las patas del trípode cuentan con 5 secciones, alcanzando una altura máxima de 163cm. Plegado solo mide 42 cm y pesa algo más de un kilo y medio. Como podéis ver, es un trípode pensado para viajar y llevárnoslo a nuestras excursiones gracias a su ligereza y pequeñas dimensiones plegado. 

Se distribuye con su funda y con el remate de las patas intercambiable, pinchos o gomas. 

La rótula es la B1, una rótula de bola, con cuatro controles y estándar Arca Swiss en la zapata. Es pequeña, fácil de usar y capaz de estabilizar equipos de hasta 12 Kg. 

Es una estupenda opción para conseguir unas fotos nítidas y bien encuadradas de nuestras anheladas vacaciones.